-->

jueves, 2 de febrero de 2012

Game Gear, la contraofensiva de Sega

A finales de los 80's el mercado del videojuego portátil estaba dominado y casi monopolizado por Nintendo con su Game Boy. Aunque había otra portátil mucho mas potente en el mercado, la Nec PC engine GT o "Turboexpress" era demasiado cara, solo al alcance de unos pocos mortales. Nintendo no solo dominaba el mercado portátil, la sobre mesa también era suya y Sega empezó a cansarse de tanto monopolio.

En 1989, Sega comienza un proyecto con un grado de secretismo similar al del Área 51, el llamado "project mercury". Un año después se desveló el secreto. Apareció en las tiendas la primera portátil de Sega, la Game Gear.

Pulsa para ampliar

La idea de superar a Nintendo era simple, no bastaba con mejorar la potencia de la maquina (que fue además la mas potente de su época) si no de dar a los jugadores algo que no les daba Nintendo, el color y
la iluminación de la pantalla. Todos los usuarios de Game Boy sufrían del mismo mal, todo se veía en verde y negro y si no tenías algo de luz, simplemente no podías jugar. Por ello, Sega se fijó en otras portátiles que había en venta, las dos primeras portátiles a color, la anteriormente mencionada Nec y la gigantesca Atari Lynx. Era arriesgado, estas dos fueron un rotundo fracaso en ventas, básicamente por el elevado precio. Aún así Sega se subió al carro y lanzó la tercera portátil a color de la historia.

Las tres primeras consolas portátiles con pantalla a color.

Por aquella época andaban muy centrados en Mega Drive y su querida Master System estaba siendo reducida en tamaño para su nueva reedición. Ahí lo vieron claro, reducirían aun mas la Master System para hacer de ella la portátil a color mas famosa y le añadirían algo mas de potencia. De esta forma Sega mata dos pájaros de un tiro, tiene la mejor portátil del mercado y su potencia les permite portear juegos de Master System engordando aun más su catalogo.


Todo parecía ganado, estaba a años luz de su competencia, tenia juegos propios y ports de la consola de sobre mesa, la ultima tecnología, color, una pantalla que se veía en la oscuridad y un diseño de lo mas cómodo que sentó unas bases que a día de hoy se siguen usando. Pero no todo fue diversión, luz y color. La cruda realidad es que fue un fracaso moderado. Me explico, para empezar el tamaño era descomunal, mucho mas grande que el de Game Boy y mucho mas pesada, hay que tener en cuenta que hoy en día no nos parece portátil pero para la época si lo era, pese a todo era mas fácil de llevar la Game Boy y las pilas no te dejaban tirado con tan solo una hora de uso. Su pantalla era demasiado para  los sistemas de alimentación de la época, por tanto las seis baterías que usaba no llegaban a mas de 2 horas funcionando con volumen y brillo máximos, esto se reducía aun mas si las pilas no eran alcalinas y las recargables estaban por aquel entonces al precio de la sangre de unicornio.


Luego estaba la pantalla, a todo color, con una gran resolución y la posibilidad de controlar el brillo,  pero tenía un tremendo problema, no podía darle la luz natural, simplemente no le sentaba bien, al contrario que la Game Boy que cuanta mas luz recibía mejor se veía, la Game Gear era casi imposible jugarla a pleno sol. Si te la llevabas a la playa, sería mejor que tuvieses sombrilla o el reflejo no te dejaría ni pasar de la pantalla de titulo. Aparte de todo Sega parece que no puso mucho empeño en meter materiales de calidad. Hoy en día es fácil encontrar Game Gear que no se ven y mas fácil aun que no se oigan. Lo sé, tiene 22 años, pero es que este problema lo tenían también con un año de edad y todo por culpa de unos condensadores de bajo coste, que Sega montaba para ahorrar dinero. El problema tiene una solución sencilla, pero con la pasta que costaba la consola en la época, no te hacia ninguna gracia que después de un año, cada vez se oyese peor o hasta se dejase de oír.

Los famosos condensadores que te dejaban sin audio

Ahora muchos pensarán, pues menuda estafa de consola y otros pensarán... ya está aquí el Nintendero poniendo verde a Sega. Pues bien, pese a todos los defectos la Game Gear fue la mejor portátil de su generación, no fue la mas vendida, simplemente no vendió tanto como la Game Boy por tres factores cruciales, el precio que era muy superior a la otra, la escasa duración de las pilas y el Tetris, ya que Sega no contaba con él y en aquella época era mas famoso que la Coca Cola.


La diferencia de precio fue crucial, la mayor parte de la población, al menos en España se decantaba por la Game Boy. Recuerdo que en clase siempre había algún marginado que veía los juegos a color en el recreo, mientras todos estábamos verdes como camaleones jugando Tetris. Pero todos los que teníamos Game Boy en lo mas profundo de nuestro ser, pese a contar con uno de los mayores catálogos de juegos nunca visto, teníamos una envidia brutal de aquel marginado, porque jugaba a Sonic con una velocidad superior a la de Master System y a todo color, encima cuando se aburría se ponía a ver televisión, mientras los demás solo podíamos saltar con el Mario o soplar los cartuchos cuando no cargaban.


Sega consiguió que unos pocos llevasen una Master System portátil, una maquina de sobremesa en el bolsillo, algo que en el año 90 era completa fantasía sacada de la mismísima Blade Runner. La resolución era menor que la de Master System (160x144 pixel), obviamente la pantalla era menor que cualquier televisor, pero a cambio la paleta de colores era mucho mas rica que la de sobre mesa, con unos maravillosos 4096 colores frente a los cuatro tonos de gris de la competencia, con 32 colores simultáneos en pantalla. Aunque sin auriculares, su sonido era monoaural, con ellos daba un maravilloso estéreo que nada tenia que ver con el austero altavoz de serie. Por desgracia los juegos con estéreo los podías contar con los dedos de la mano.

Para rematar la portabilidad de juegos de Master System, Sega lanzó un periférico único, que por desgracia no ha vuelto a ver ninguna otra portátil. El master Gear converter. Este aparato se conectaba al puerto de juego de la portátil y a su vez era puerto para los cartuchos de Master System, por tanto si tenias juegos de Master, podías jugarlos en cualquier parte. El aparato agrandaba aun mas la consola, ¿pero que mas daba? ¡podías llevar los juegos de Master System a cualquier sitio!



Como las ventas no marchaban bien, los grandes juegos los tenía Nintendo y la duración de las baterías tiraba a mas de uno para atrás, Sega comenzó una de las campañas de Marketing mas agresivas que yo he visto en mi vida. Donde Sega ridiculizaba a la competencia, incluso a los propios usuarios de Game Boy por jugar con la pantalla en verde y negro y no en color.






Pese a todo la cosa no mejoraba, empezaron a lanzar muchos periféricos para la portátil, monstruosas lupas para ver todo mas grande, el conversor para juegos de Master System y el add-on por excelencia con el que ganó muchas ventas, el TV tuner, con el que podías ver la televisión en cualquier parte (siempre que te lo permitiesen las baterías). Hay que tener en cuenta, que a principios de los noventa la mayoría de la gente tenía un solo televisor en casa, los teléfonos móviles no tenían televisión, además de que eran para ricos y no existían DVD's portátiles para verlos en el coche, ni nada parecido, aunque había televisores portátiles, resultaban algo caros. Por tanto este periférico fue un éxito, desgraciadamente lastrado por la duración de las baterías.






Algunas compañías comercializaron auténticas monstruosidades, como el Handy gear, un "protector" de consola.



Sega era consciente del problema del consumo de baterías. Por ello, intentaron contrarrestar el efecto con un cargador de corriente con menor precio. La posibilidad de usar el de Mega Drive, otro llamado "Car Gear adapter" para enchufarla en la toma de 12v del coche, la PowerBack una enorme batería que se conectaba por la parte trasera de la consola, o el battery pack, que era un pack de baterías realmente monstruoso, casi tan grande como la propia consola para acoplar en el cinturón y así llevarla enchufada.





Otros dos accesorios relevantes que lanzó Sega son el Game Genie, que era algo así como un adaptador de trucos o códigos para los juegos y el gear to gear cable, para conectar dos portátiles en juego multijugador.


Para animar las ventas, Sega puso a la venta varios Packs:

Game Gear + Columns
Game Gear + Columns + Super Monaco GP
Game Gear + Sonic + adaptador de corriente
Game Gear + Sonic + adaptador de corriente + TV tuner
Game Gear + cartucho 4 en 1 (Super Columns, Smash Tennis, Rally, Penalty kick)
Game Gear + Lion king
Game Gear + Aladdin

Además de varias bajadas de precio. A parte de la versión de Game Gear estándar, toda de color gris oscuro, fueron a lo largo de los noventa apareciendo diferentes versiones.


En Japón apareció un pack en forma de maletín, con la consola en color blanco, los botones verdes, un transformador, seis pilas y el TV tuner, por un precio de 34.800 Yens del que solo se vendieron unas 10.000 unidades y que es toda una pieza de colección.


En 1993 Sega lanza un pack especial, que consistía en una Game Gear completamente azul que incluía el cartucho de juego "world series baseball"


En 1994 en territorio nipón, Sega junto a Coca Cola lanzaron otra edición especial. La Coca Cola Game Gear toda completamente roja, y con la serigrafía de su largo nombre en el frontal con enormes letras blancas. Además venía de regalo el juego Coca Cola kid.


En rojo también salió otra con el logotipo del titulo Magic Knight Rayearth.


Otro pack del juego Ninku, se componía de juego, mas Game Gear en un precioso azul cielo y una figurilla.


En 1996 Sega lanza la única revisión de la consola. Que llaman Kid's Gear. El nombre viene porque modificaron la colocación de los controles para hacerlos mas accesibles a los niños pequeños. Esta modificación cambia ligeramente toda la carcasa y además ésta viene completamente decorada con personajes de Virtua Fighter. El pack incluía, la consola mas el juego Fighter mini por 14.800 yens.


El amarillo, el rosa o una carcasa transparente también se dejaron ver.




En el año 2000 poca gente se acordaba de la ya difunta Game Gear. Pero Majesco se hizo con los derechos y comercializó una Game Gear idéntica a la original, pero con algunos detalles diferenciadores. El logo de colores es completamente blanco. La consola sale completamente negra en todos los territorios y el botón de Start es violeta, desgraciadamente no es compatible ni con el TV tuner ni con el Master System converter, pero a cambio tiene una pantalla algo mejor, los condensadores no te dejan tirado al año y los botones también funcionaban mucho mejor. Lo curioso es que en pleno año 2000 podías, gracias a Majesco, estrenar una Game Gear como si del año 90 se tratase.



Después de que Sega dejase la producción de Hardware, vendió muchos derechos y varias empresas se tiraron a por los de Game Gear. El primer rediseño vino desde la empresa Play pal y coleco. Que sacaron una versión cerrada con 20 juegos en memoria, llamada Coleco Sonic, y Pocket Gear.



Despues Tec-toy, Blaze, ATgames y todas las demás que seguro conoces, basándose en el mismo sistema de emulación de los mismos 20 juegos, continuaron sacando maquinitas.



Los juegos venían en cartuchos de entre 2 y 8 megabits. El catalogo de juegos aunque algo menor que el de la competencia estaba lleno de autenticas joyas, 300 títulos salieron para la portátil de Sega que a día de hoy siguen divirtiendo como el primer día. Títulos como Aladdin, Alien3, Batteltoads, Castle of illusion, Columns, Ecco, Fantasy zone, Sonic, El rey leon, Magic knight, Mortal kombat, Puyo puyo 2, Shinobi 2, Wonder Boy o Virtua fighter, son solo algunas de las decenas de joyas que hay para esta consola. A continuación un vídeo con varios de estos juegos para los que los desconozcan.


Game Gear fue y sigue siendo una consola atractiva pero incomprendida. Su diseño pese a ser grande y pesado es increíblemente cómodo, las manos permanecen separadas pero no en exceso, como en el caso de la primera Lynx. Los botones funcionan bien y son suaves al tacto, el botón Start tiene una posición cómoda y el pad de control o cruceta es de los mejores que Sega ha creado. La pantalla aparte de a color y retroiluminada es grande y se ven gráficos coloridos, nítidos y enormes. Los controles de volumen y brillo gracias a su posición no son accesibles fácilmente mientras juegas por tanto, no los tocas por error. No me cabe duda que pese al precio, si hubiese sido algo mas ligera y delgada y las baterías te acompañasen oras y horas como lo hacían en Game Boy, la historia habría sido muy distinta.


El diseño en forma horizontal fue y sigue siendo un diseño magnifico, a Nintendo no le quedó mas remedio que aceptarlo y ceñirse a él, empezando por la Game Boy Advance. Sony con su PSP siguió en la misma dirección, Ninendo con su DS y 3DS lo ha mantenido y Sony en su Vita también.


Game Gear apareció en una época en la que a los jugadores de videoconsolas les daba igual los datos técnicos, el numero de sprites en pantalla o la potencia del chip de sonido. Nació en una maravillosa época por desgracia perdida, donde lo único importante era el juego en si, si era difícil o no, si era largo y si tenías dinero en tu bolsillo como para que las seis pilas por hora, no fuesen un problema. Una época en la que no nos importaba jugar sin sonido con tal de jugar media hora mas, en la que soplabas los cartuchos cuando no cargaban, en la que los veranos los usaban los niños para pasarse el juego del año porque no te podías permitir tener más. Una época que indirectamente empezó a cargarse la propia Sega(y Nintendo continuó), cuando para promocionar su portátil empezó a abrir los ojos a los jugadores a hacerles ver que los gráficos eran importantes, que la potencia también y que no podían ni debían seguir viendo en verde y negro los juegos. Terminó una época mágica, para empezar una, en la que todos los aspectos técnicos se miran más que el propio juego.

En  todo caso este tipo de maquinas siguen y seguirán estando ahí para recordarnos a todos, aquellos maravillosos años.




Si te gustó esto, por favor compártelo

3 comentarios :

  1. Maravillosa GameGear, la única portátil de la que no me arrepiento haber comprado

    ResponderEliminar
  2. Mi consola preferida de siempre, ahora tengo 2 game gear. Una la de siempre,y otra con un mod Led

    ResponderEliminar