-->

viernes, 26 de septiembre de 2014

Atari Lynx II 1990

La Atari Lynx, esa consola olvidada y casi desconocida por la mayoría. Por mucho que conozcas a gente que juega habitualmente, si a la mayoría le preguntases acerca de la Atari Lynx no sabrían que responderte. Algunos simplemente te responderán con otras preguntas como, ¿es una consola de sobre mesa de Atari? o ¿es una sucesora de Atari 2600? ¿Atari a lanzado una consola?

Para los que no lo sepan o no lo recuerden, la Atari Lynx es una consola portátil que fabricó Epyx y que compró Atari allá a finales de los 80's. Era una consola muy potente de 16 bits que tal vez hoy en día no te digan nada, pero esa máquina fue lanzada en 1989, fue la consola portátil más potente hasta que Nintendo lanzó la Game Boy Advance en 2001 doce años más tarde, digo esto con permiso de la Sega Nomad y la Turbo Express porque esas consolas eran miniaturizaciones de la Mega Drive y de PC Engine. No solo tenía más bits que su rival directo Game Boy el cual sería lanzado el mismo año, además tenía mejor sonido, pantalla retroiluminada a color con 4092 colores frente a los cuatro tonos de gris de la competencia.


Por si la cosa se quedaba corta, la Lynx facilitó el control a los zurdos gracias a su diseño ambidiestro. Gráficamente estaba muy por encima de sus rivales, efectos de scaling, rotaciones incluso juegos tridimensionales componen su catálogo. La consola llegó a dar algunas conversiones casi pixel por pixel de los juegos de las Arcades con una calidad no vista hasta la época de la Mega Drive y la Super Nintendo y esas ya son consolas de sobre mesa. Además permitía multijugador de hasta 16 jugadores mediante cable.

Entonces, ¿como puede ser que la mejor consola que vieron los noventa hoy esté tan olvidada?
Bueno la respuesta es complicada porque fueron un pequeño numero de factores los que la sepultaron. Para empezar el más obvio, el precio de su competencia. En el mismo año 89 Game Boy se lanzaba al mercado y aunque era claramente
inferior en todos los sentidos costaba mucho menos. En España la consola de Atari tenía un precio algo excesivo, rondaba las 20.000 pesetas aproximadamente.

17.900 más IVA, toda una fortuna para una portátil.

Además la consola era enorme. Tanto la Lynx como la Game Boy son portátiles, y pese a que hoy en día se vean gigantes en aquella época la Game Boy se podía meter en un bolsillo o en la mochila y llevar a todas partes, pero la Lynx era gigante y pesada. Lynx era enorme de casi 30cm de longitud y pesada, muy pesada(casi 500gr) por culpa de sus insuficientes seis pilas tipo AA.


A esto había que añadir la desconfianza de algunos consumidores desde principios de los ochenta hacia Atari, la cual tuvo un papel importante en el crash del videojuego del año 83. Game Boy se puso de moda y gracias a su precio se vendía mejor. A más parqué de consolas mayor negocio y las desarrolladoras no tardaron en dar todo su apoyo a la consola de Nintendo dejando de lado a la consola americana. Esto fue otra piedra en el camino para la Lynx, las desarrolladoras que trabajaban para ella se contaban con los dedos de la mano, ese poco apoyo third produjo un escaso catálogo. Al tener un ritmo de lanzamientos bastante pobre con relación a la competencia, un gasto de baterías excesivo y un precio por la nubes, los consumidores fueron relegando la Atari Lynx en las estanterías de las principales tiendas especializadas siendo poco a poco olvidada.

LA CANTIDAD DE PILAS QUE COME... NO ES NORMAL

La consola era cara, pero recuerdo que durante los noventa todo funcionaba con pilas y éstas eran muy caras también. Las seis pilas AA que alimentaban la Atari Lynx no duraban más de 3 o 4 horas. Hoy en día estamos acostumbrados a esos lamentables números en nuestras portátiles, pero podemos enchufarlas y cargarlas cuando queramos, en cambio en aquella época había que pasar por caja cada vez que te quedabas sin batería. Existían pilas recargables, pero eran aun más caras y se solían descartar por la mayoría de usuarios de consolas, que por aquel entonces eran en su mayoría menores de edad con poco dinero en sus bolsillos.

Atari puso en venta gigantescos packs de baterías
que en realidad eran enormes cajas llenas de baterías.
Según la propia Atari el 40% del consumo era por culpa del cátodo que retroiluminaba la consola, lo mismo que le sucedía a la Sega Game Gear.

POTENCIA BRUTA, UNA SOBRE MESA EN LA PALMA DE LA MANO...

La consola era muy potente para la época. Estamos hablando de una portátil de 16 bits cuando las consolas de sobre mesa tenían 8 bits. Era algo como la PSVita de su época. Esto lo conseguía gracias un par de chips que trabajaban codo con codo. Un custom chip llamado MIKEY(si como el ratón) que era de 16 bits el cual trabajaba junto a la CPU de 8 bits llamada SUZY. Por otro lado estaba su exclusiva pantalla, que la coronó como la primera portátil en tener pantalla a color retroiluminada. La pantalla contaba con 4096 colores a 16 bits y mostraba 16 colores simultáneos.

A través de su pantalla de 3 pulgadas y media podíamos disfrutar de unos efectos imposibles de ver en una portátil durante los siguientes diez años, escalados de sprites y zoom via hardware a alta velocidad, inclinaciones, distorsiones, scrolling multidireccional, parallax y todo esto con tan solo 64KB de RAM.

El sonido no se quedaba atrás, pese a ser mono, el altavoz era enorme(espacio en la carcasa tenía) sonido de cuatro canales con 8bits DAC para cada canal. En la revisión que se lanzó tan solo un año después (la Lynx II) la consola pasó de ser mono a estéreo mediante auriculares, manteniendo una calidad de sonido y un volumen bastante increíbles.

Es ese modelo, el Lynx II el que vamos a ver en profundidad y el que se acaba de unir a la colección.


Y LA LYNX II LLEGÓ A MI COLECCIÓN DESPUES DE 25 AÑOS...

Tengo que confesar que durante los noventa yo no hice mucho caso de esta maquina, sí que la conocía por la publicidad que podía ver en revistas como Hobby Consolas o Micromanía, pero la verdad yo tenía una Game Boy en las manos y eso era suficiente para mi.

Mi economía no me permitía más, yo era un crío y una consola era lo máximo que podía acumular.


No fue solo para mi, la consola pasó sin pena ni gloria por la vida de casi todos los mortales, vendiendo apenas un par de millones de unidades aproximadamente(no es un número de ventas oficial). En 1990 viendo el fracaso en ventas que llevaban durante el año de lanzamiento, Atari "se la jugó" a sus pocos pero fieles compradores lanzando un restyling. Aparecía la Atari Lynx II que venía a intentar reparar los imperdonables fallos de su hermana mayor. Se redujo el tamaño horizontal pero se incrementó su grosor, se aumentó la duración de las baterías gracias a la opción de poder desconectar la luz de la pantalla y se añadió sonido estéreo.


Podemos imaginar que a los pocos compradores del modelo original, que apoyaron a la compañía comprando la maquina de lanzamiento tan solo un año antes, esto no les haría mucha gracia. La mala suerte de Atari aumentó con la llegada ese mismo año de otro competidor que terminó por sepultar la consola americana. Sega lanzo su Game Gear, que también tenía pantalla retroiluminada a color y gastaba muchas pilas, pero tenía a Sonic y un catálogo impresionante(además compatible con los juegos de Master System). Además el precio también era inferior aunque algo más cara que la Game Boy.


En cambio pese a aparecer un nuevo rediseño la consola no pudo con la hegemonía de Game Boy y la aparición de Game Gear la sepultó en el más absoluto olvido. El problema de la Lynx II era el mismo que tenía el modelo original, un gasto excesivo de pilas, un tamaño y pesos desproporcionados, un precio elevado y un catálogo pobre en lanzamiento y apoyo third. En cambio han pasado 25 años y se ha convertido en una consola rara, poco conocida con un desarrollo por parte de la "scene" aún a pleno rendimiento y barata de coleccionar. Juegos completos con su caja de cartón he instrucciones se pueden conseguir por tan solo £10 o menos. La consola es barata dependiendo el país desde el que me leas, siendo USA y UK son los mejores sitios para conseguir gangas a través de la red.

Vamos a echar un vistazo más de cerca a esta gran olvidada.
Lo primero que salta a la vista es su impresionante tamaño siendo este modelo, el modelo "slim" por así llamarlo. No exagero con el tamaño, las fotos no le hacen justicia. No es hasta que la tienes en las manos cuando te das cuenta de lo enorme que es, es más, si tus manos son pequeñas puede llegar a resultar bastante incomoda.


El frontal tiene un diseño extraño y poco pulido(en mi opinión). Para empezar tiene cuatro botones pero solo se usan dos(están duplicados). Los cuatro botones son porque la consola es de uso ambidiestro, osea puede jugarse tanto por diestros como por zurdos si ésta se da la vuelta. Yo me pregunto, ¿que necesidad había de poner cuatro botones si dos botones colocados más centrados habrían tenido el mismo efecto al dar la vuelta a la máquina? En fin tendré que mandar este misterio por email a Iker Jiménez.

En el lado derecho tenemos los enormes botones de acción de un centímetro cuadrado. Resultan sorprendentemente cómodos y según el juego interesa más usar unos u otros. En alguna ocasión he jugado con los botones de abajo(en teoría reservados para los zurdos) simplemente porque me siento más cómodo jugando que llevando toda la mano hasta la parte superior de la consola. Junto a los dos botones están grabadas en la carcasa las letras A y B que dan nombre a cada control. Los otros dos botones también se llaman A y B pero con las letras invertidas.


En la parte central tenemos el único altavoz que da un sonido claro y alto. Con la cantidad de espacio que tiene la carcasa podrían haber elegido otro altavoz más pequeño y haberlo reubicado en otro lugar para dejar dos botones en lugar de cuatro y más centrados, como comenté antes tendremos que contactar con Iker y su nave del misterio por si encuentran la respuesta.


Entre la pantalla y el altavoz se ven tres botones con muchas serigrafías que pueden ser a primera vista algo confusos. Son tres botones llamados Option1, Restart/Flip y Option2. A diferencia de otras consolas con Start, Select y poco más, aquí los botones varían notablemente dependiendo del juego que tengamos en la consola. Además si combinamos unos con otros tendremos nuevas acciones.


Lo botones llamados "option" como su nombre indica son opción u opcionales. Éstos botones son usados por los juegos para diversas acciones. Por ejemplo pueden ser usados como Start y Select, para abrir un inventario, para seleccionar objetos sin inventario, como botón de acción, etc...

El "option1" suele encargarse de los inventarios o para elegir un arma, usar un turbo o acciones similares. El "option2" es muy parecido al otro y depende mucho de cada juego, puede encender o apagar el sonido(en algunos juegos) manejar ciertos ítems o incluso puede ser un botón de acción al igual que el "option1". El botón central es el de pausa. Si nos fijamos mejor vemos que tiene el símbolo de pausa(||) serigrafiado a la derecha. El botón de pausa es algo más, porque pulsando éste junto al "option1" o el "option2" conseguiremos tener nuevas acciones que son comunes en prácticamente todos los juegos.


Si pulsamos el botón "option1" mas el botón pausa, reiniciamos el juego, volviendo a la pantalla de título. Es por ello que entre los dos botones vemos serigrafiada la palabra "Restart".

En cambio si pulsamos simultáneamente el botón "option2" y el botón pausa pasamos al modo de juego para zurdos. Esto lo que hace es dar la vuelta a la imagen de pantalla y al sentido de pad de control.


Al otro lado de la pantalla tenemos la cruceta o pad de control y otros tres botones más.
El primero con la serigrafía "ON" enciende la consola. Este botón está mas hundido en la carcasa para no pulsarlo accidentalmente.


El botón del medio es el que se encarga de apagar la consola. Aquí tenemos otro misterio sin resolver. El botón de encendido no conlleva ningún peligro de ser pulsado accidentalmente pero está más hundido que los demás. En cambio el botón central que sí podría ser pulsado accidentalmente es el que desconecta la maquina. ¿No debería ser éste el que esté más hundido?

Junto al los botones de encendido, tenemos el enorme Joypad o cruceta de ocho direcciones. Es realmente grande y no me equivoco en decir que es el pad más grande que he visto nunca en una portátil. El pad está ligeramente hundido y resulta bastante cómodo y preciso haciendo un sonoro "click" cuando es pulsado.

Por último tenemos un tercer botón que la primera versión de Lynx no tenía. Es el llamado Backlight. Este botón se encarga de apagar la luz del cátodo de la pantalla. Así ahorramos baterías. El problema es que al quitar la luz no se ve nada en pantalla y cuando digo nada es absolutamente nada. Seguimos oyendo el juego pero la pantalla queda totalmente apagada. ¿Estamos ante otro misterio? En realidad no, Atari pensó este botón para cuando ponemos la consola en pausa, que la luz no acabe con lo que queda de nuestras exhaustas baterías. El problema es que solo desconecta la luz, por tanto el sonido sigue consumiendo y es por ello que además hay que desconectar el sonido mediante su modulador. Finalmente sale más a cuenta el adaptador de corriente o si no se tiene acceso a él, apagar la consola y seguir en otro momento.

La consola tiene algunas cosas curiosas. Por ejemplo se desconecta automáticamente si no registra acciones en una hora, la opción es interesante para salvar baterías si por ejemplo se la dejaba un niño encendida sin querer, aunque al ritmo que consume baterías el quedarse sin ellas también se desconecta automáticamente. Otra curiosidad es que el cartucho de juego hace de puente para el encendido, por tanto sin cartucho de juego, por mucho que pulsemos el botón de encendido nunca encenderá. Esto resulta incluso divertido, pues es bastante normal ver Lynx por la red en venta  muy baratas asegurando que no funcionan, simplemente porque no han introducido un juego para poder encenderla y ver si realmente están defectuosas o no.

La pantalla panorámica es de 3.5 pulgadas es algo mayor que la de Game Gear y resultaba enorme en la época, además cuenta con una resolución algo pobre 160x102 para su tamaño. Está protegida por un plástico bastante más resistente al que tiene Game Gear o Game Boy, además ese plástico está algo hundido protegiendo la zona de la pantalla de posibles arañazos


El juego es Shadow of the Beast.
Por la parte superior nos encontramos con tres conectores y dos moduladores. Comenzando de izquierda a derecha, tenemos el modulador de volumen, la salida de auriculares para el sonido estéreo, la toma para el cable de conexión con otras Lynx(está justo en el centro), a su derecha la toma de corriente que usaremos casi de forma obligada en cada sesión de juego y por último más a la derecha tenemos otro modulador que se encarga de la intensidad del cátodo de luz.


El conector central para el multijugador o "ComLynx cable" es muy interesante ya que gracias al él podemos conectar un máximo de 18 consolas simultáneamente.

En la parte inferior tenemos una tapa estriada de plástico(algo blando). Es la tapa de las baterías. Seis pilas tipo AA son las necesarias para que tengamos unas 5 o 6 horas de juego.



Las pilas duran tan poco, que mirarás mas éste led que el propio juego.
La parte posterior es la que más me llama la atención. Para empezar no se ve ni un solo tornillo, el logo de Atari se ve majestuoso grabado en relieve en el plástico y a los laterales tenemos dos agarres engomados para mayor sujeción.


También vemos un par de piezas metálicas en las que podemos poner una correa.


La Lynx está plagada de cosas curiosas, por ejemplo los cartuchos de juego entran con la pegatina mirando al interior y no al exterior como en las otras consolas. Por tanto si miramos una Atari Lynx 2 por detrás no podremos saber que juego tiene introducido. En la primera versión tampoco podíamos verlos, pues los cartuchos se tapaban con una pequeña puerta en el lateral.


Otra curiosidad es el tamaño físico de los cartuchos, paradójicamente la consola portátil más grande de todos los tiempos tenía los cartuchos mas finos. La memoria de los cartuchos va desde los 128 hasta los 512 KB.




MIS PRIMERAS IMPRESIONES...

Pese al tamaño al consumo y su extravagante diseño la consola me encanta. Se adapta a mis manos con facilidad, la zona engomada de la parte trasera es todo un acierto y resulta cómoda. La pantalla al principio se hace difícil de mirar porque estamos acostumbrados a la alta definición pero me pasé media vida con la Game Boy y tengo la vista entrenada, por tanto me acostumbre de nuevo rápidamente. Los juegos son realmente divertidos y bastante adictivos. El sonido es alto y con unos buenos auriculares se escucha increiblemente bien, llegando a impresionarme en muchas ocasiones y disfrutándolo como un niño. Yo soy ambidiestro y a veces juego en modo zurdo, esto me da un plus de jugabilidad, un aire nuevo y diferente que hace que algunos juegos se conviertan en un reto aún mayor. Si la tienes pruébalo. Agúnos juegos como Gauntlet se juegan en posición vertical(estoy deseando probarlo, me encantan los controles raros).

En contrapartida tenemos el tamaño, no puedo llevar fácilmente la consola a ninguna parte a no ser que sea con una mochila y aunque uso baterías recargables se quedan cortas rápidamente. La luz de la pantalla se va atenuando exponencialmente cuando las baterías se van quedando sin carga, obligándote a jugar todo el tiempo con el modulador de brillo o a colocar la consola en ángulos imposibles para exprimir hasta el último minuto la carga. Esto último se lo perdono pues fue la consola pionera con pantalla a color retroiluminada.

RECOMENDACIÓN...

Pues a todos los coleccionistas y nada más. Tenemos que tener en cuenta que la Atari Lynx a diferencia de otras consolas está emulada al 100%, no soy muy amigo de los emuladores pero se que mucha gente sí y es mas fácil para ellos poder jugar a su catálogo en una Caanoo, Dingoo, PSP o consolas similares. Eso sí no recomiendo emularla en pantallas grandes como las del PC o consolas de sobremesa, porque los juegos ya pixelan suficiente en la pantalla de 3.5 pulgadas, no quiero imaginarlo en pantallas de más de 25'.

Por tanto teniendo en cuenta que es una de las pocas consolas emuladas al 100% cada uno tiene que sopesar la idea de si adquirir una o emularla y punto.

El catálogo de juegos no es muy extenso no llegando a los 100 títulos, más luego todo lo que la Scene ha ido creando.


He creado una lista(no es un ranking) con algunos juegos a destacar:


Todd's Adventure in Slime World

Chip's Challenge

Stun Runner

Toki

Pinball Jam

Dirty Larry

Gauntlet

Robotron 2048

Double Dragon

Bill and Ted's Excellent Adventure

Gates of Zendocon

Turbo Sub

Electrocop

Hard Driving

Battlezone 2000

Dracula the Undead

Shadow of the Beast

Batman Returns

Hydra

Kung Food

Ninja Gaiden

Pit Fighter

Rampage

Robosquash

Super Asteroids

Missile Command

Viking Child

World Class Soccer

Lemmings

Xenophobe

Blue Lightning

Zarlor Mercenary

Pac-Land

Checkered Flag

Paper Boy

Road Blasters

Xybots

California Games

Rygar

Warbirds

A.P.B.

Klax

Como puedes ver hay buena variedad, algunos son mas divertidos que otros o tienen mejores gráficos, o son más difíciles pero todos son realmente adictivos.
Mi recomendación es que la deis una oportunidad y la probéis si podéis.



Fuente de las imágenes de los juegos: Google Images

Si te gustó esto, por favor compártelo

1 comentarios :

  1. Curiosa esta Atari Lynx. Sólo había leído de ella en reportajes sobre la Game Boy.

    Lo que más me impresiona es el tamaño. Si creas una consola portátil, ¡Procura que pueda transportarse! Porque entre el tamaño y las pilas, a ver quién era el guapo que se bajaba ese armatoste a la calle... xD

    ResponderEliminar