-->

jueves, 14 de enero de 2016

Amstrad Notepad NC100 - 1992

Hace poco adquirí un nuevo Amstrad para mi colección de microordenadores. Más concretamente para acompañar al los Amstrad que tengo por aquí. Los llamados Notepad estuvieron muy de moda a principios de los 90, siendo mucho mas baratos que un portátil hacían lo justo y necesario. Agenda, diario, calendario, calculadora y procesador de texto eran las aplicaciones más básicas. Brillaron poco la verdad, fue algo así como los netbook de hace unos años en una escala y contexto totalmente diferentes claro.

Normalmente no son muy caros, al menos aquí en Reino Unido, pero si son algo caros para lo que ofrecen hoy en día estos pequeños ordenadores. El precio del modelo que tenemos por aquí suele rondar entre las 45 y las 80 libras sin entrar en el mercado especulativo claro está. En mi caso tuve suerte, porque me costó tan solo £18. ¿Cual será el pero? te estarás preguntando, pues que el Amstrad no encendía, parecía muerto totalmente, aunque como muestro en ESTA entrada la reparación era más que simple.

Sin entrar en detalles técnicos, tenemos aquí un pequeño ordenador del tamaño de un folio, con un soberbio teclado, una pantalla algo diminuta pero muy panorámica y 64k de Ram.


El NC100 se alimenta por pilas, cuatro AA para ser más exactos y una pila de botón se encarga de mantener
en memoria todo lo que guardemos en él. El ordenador tiene una autonomía de unas 20h.


También dispone de un altavoz que esta junto al interruptor de encendido, no te esperes sonido surrond, solo el típico sonido speaker.


Estamos ante un ordenador muy muy simple, para ser el año 92, pero hay que tener en cuenta que su precio era de £199 y que un portátil como dios manda en esa época podía triplicar el precio. Por tanto para escribir gracias al procesador de texto que trae en memoria, era más que suficiente y tengamos en cuenta que en aquella época la mayoría que adquiría un ordenador y no era para jugar, era sobre todo por usar el procesador de texto. En UK se usó en colegios y universidades, pero sobre todo fue "famosete" en el ámbito profesional, siendo varios los periodistas que usaban este modelo y otros similares.


La pantalla no es nada del otro mundo. La pantalla aquí llamada letterbox(buzón en inglés) es en blanco y negro y no tiene iluminación. Ofrece 8 lineas que se dividen en 80 columnas, más que suficiente para escribir textos.


Por la parte trasera vemos conexiones, un puerto serie y un puerto paralelo. En ellos se podía conectar el Amstrad a un módem o a una impresora. Resulta curioso que un ordenador tan básico pudiese compartir por uno de sus puertos los archivos que editásemos en él y más aún si cabe el subirlos a Internet.


La última conexión que vemos, la que está más a la izquierda es la toma de corriente que curiosamente lleva el positivo al revés. Generalmente el positivo es el pincho del medio y aquí el medio es el negativo. Esto puede dar lugar a que conectemos un adaptador de corriente de 6v pero con positivo al medio y nos carguemos el fusible interno, inutilizando el ordenador completamente hasta que se suelde uno nuevo. Con el típico adaptador de corriente genérico no tendremos problema, porque se puede elegir la polaridad y el voltaje.


El teclado es de gran calidad, como Amstrad solía acostumbrar, las teclas no hacen apenas ruido y en general es un teclado realmente cómodo de utilizar.

Por la parte de abajo, vemos claramente la tapa de las baterías, la de la memoria mediante pila de litio(de botón) y un par de peanas, para colocar el ordenador en ángulo y escribir más cómodamente. También se aprecian unos finísimos tacos de goma para no arañar la mesa y que tan solo asoman un milímetro.



Lo más curioso que hay abajo es la tapa rectangular de la zona central. Si la abrimos descubrimos que se encuentra tras ella la Rom del ordenador. Gracias a esto podemos sustituir la Rom por la de otros países o por otro tipo de Rom diferente. En Italia y Francia se lanzó el mismo ordenador con el nombre de NC150 y una rom especial que incluía algunas aplicaciones más y 3 o 4 juegos tipo Tetris. No he investigado mucho más acerca de otro tipo de roms o hacks que se hayan realizado en este ordenador pero estoy en ello, porque podría ser algo interesante y podría darle una segunda vida a estos aparatos.


En el lateral izquierdo vemos una ranura para tarjetas, acepta hasta 1 mega de ampliación de la memoria.


Por el otro lado tenemos el control de contraste de la pantalla.


En cuanto le damos al botón de encendido el ordenador arranca en milésimas de segundo. Tengo muchos microordenadores y no tengo ninguno que arranque tan sumamente deprisa como éste. Lo primero que vemos es lo que veis en la imagen inferior:


En la parte superior lo típico.. fecha, hora, franja horaria... pero lo que llama la atención son tres grandes iconos. Son las tres aplicaciones principales con las que cuenta el NC100. Como bien explica cada una, se accede pulsando el color correspondiente en el teclado, siempre que mantengamos pulsada la tecla amarilla(function)

Así vemos que amarillo+rojo nos llevan al procesador de texto, amarillo+verde a la calculadora y amarillo+azul nos llevan al diario.



EL PROCESADOR DE TEXTO:

El procesador de texto se subdivide en otros tres enormes iconos. Esta vez ya no hay que apretar la tecla amarilla para entrar en ellos. Pues cada uno está vinculado a uno de los tres colores del teclado.


Entrando en el primero vemos el procesador de texto, lo primero que nos pide es escribir un título para el archivo y después ya nos permite escribir en la hoja todo lo que nos de la gana, como si de una maquina de escribir electrónica se tratase. Pulsando la tecla STOP(escape) volveremos atrás.


Si pulsamos la tecla verde, accederemos a la lista de documentos guardados en memoria. Ahí es donde automáticamente se guarda todo lo que vamos escribiendo, accederemos por aquí para leer, enviar, editar o borrar nuestros archivos de texto.


La última opción del procesador de texto es la de la tecla azul. con la que podremos imprimir nuestros textos.



CALCULADORA:

Pulsando la tecla amarilla junto a la verde entramos en la segunda aplicación del NC100 la calculadora. Es una calculadora científica bastante simple, cumple su cometido con unos gigantescos números, pero al principio es un tanto confusa, pues uno tiene a usar el teclado numérico y en realidad las teclas que funcionan son las que tienen marcados los números y caracteres en verde.




DIARIO/AGENDA:

La ultima aplicación del NC100 es a la que accedemos pulsando la tecla amarilla y la azul. Esta se subdivide en tres opciones. Agenda, calendario/diario y reloj.


La primera opción es la típica agenda, que hoy tenemos en cada smartphone, pero en aquella época era vital, más si tenemos en cuenta que aparte de papel, no había mas donde apuntar los teléfonos de los contactos, pues poca gente tenía teléfono móvil en el año 92. Aquí como es lógico apuntamos los datos personales de fulanito de tal, teléfono fax etc...


La segunda opción es el calendario. En el que no solo podemos ver el propio calendario, también podemos apuntar recordatorios en el día que queramos.


La última opción, la del reloj nos lleva a otro menú dividido en otros tres iconos, a todo ellos se accede pulsando las teclas de colores como viene siendo habitual.


La primera opción es el propio reloj y el poder fijar una alarma. La segunda opción nos permite editar diferentes alarmas para diferentes eventos, recordatorios etc, es curioso ver que si no tenemos alarmas que editar y pulsamos la tecla verde, el ordenador produce un sonido.

La última opción es para definir en que franja horaria estamos.

Esto es básicamente todo, lo que el NC100 ofrece, pero dejo para el final la sorpresa.
El NC100 cuenta con la versión de BBC Basic . Desconozco mucho del BBC Basic, pero por lo que tengo entendido es una versión potente. Se accede a ello pulsando la tecla amarilla y la letra B.


Gracias a esto, lo que parecía un simple procesador de textos con agenda y calculadora, se convierte en todo un señor ordenador en el que programar. Con esto podemos crear programas y juegos en el NC100 y como yo no tengo ni idea, con el ordenador me venían estos dos libros con los que programar una gran cantidad de cosas entre ellas juegos. Todo eso podemos guardarlo en la Memory Card de 1 mega que será vital para no perder las largas lineas de código que escribamos.


Esto es a groso modo, el Amstrad NC100, que la verdad tiene muy poca información por la red y en nuestro idioma menos aún. Espero que esta entrada pueda servir a alguien que como yo en su día estuvo buscando información en castellano sin mucho éxito la verdad.

Para terminar, te dejo con el vídeo unboxing del Amstrad cuando nos llego a casa, que lo disfrutes!



Si te gustó esto, por favor compártelo.

4 comentarios :

  1. Amstrad CPC472, fue mi primer ordenador. Esta marca apuntaba maneras para que hubiera sido en el futuro, nuestro presente, líderes en informática. Pero no. Me encantaría poder haber conocido la evolución de Amstrad hasta nuestros días.
    Un saludo y enhorabuena por estos reto post.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti por leer el blog! También puedes ver todos estos aparatos funcionando en nuestro canal de Youtube RETROLOCATIS

      Eliminar
    2. Hace días me suscribí. Enhorabuena, me encanta vuestro canal! Me encantó el video de la consola portátil de 999.998 juegos. Que resultó ser juegos de megadrive!
      Espero ver pronto un nuevo vídeo.
      Un abrazo!

      Eliminar
    3. gracias por el sub!! ya estamos subiendo vídeos esperemos que te gusten!

      Eliminar